Muerte de Keith Flint, miembro de la banda ” The prodigy”

Sí, lo recuerdo perfectamente. Tenía catorce años cuando cogí una cinta de VHS que andaba por mi casa con videoclips de MTV, entre ellos temas de Nirvana, For Non Blondes, Dr Alban y un largo etc… hasta que un día tomé la decisión de hacer lo mismo que hacía mi hermana mayor, grabar vídeos de MTV.

Era un sábado caluroso, aún no tenía tanta libertad para poder salir de fiesta, así que recuerdo como encendí mi vídeo y comencé a grabar un programa cuyo nombre era MTV Dance y en ese momento me di cuenta que mi estilo se decantaba por la música electrónica ( Fatboy Slim, Chemical Brothers, Faithless, Apollo 4.40) dentro de ese abanico tan amplio me iba decantado por los sonidos rotos.

Aquel sábado noche acabé dormido, así que al día siguiente puse lo grabado y comenzó un video de una banda llamada “The prodigy” y el tema se llamaba “firestarter”. Al escuchar ese tema tan potente, recuerdo rebobinar hacia atrás ese gran descubrimiento al haberme causado una sensación que nunca tuve con ningún tipo de música.

Aquella banda londinense que conocí aquel verano de 1998 hizo que me enamorase por ese estilo de ritmo roto que tanto se llevaba en las raves de los 90, esa banda se convirtió para mis colegas de instituto y de barrio en un verdadero referente. Hacía todo lo posible para conseguir pequeños ahorros para ir a la tienda de disco y hacerme cada mes con todos los CDs desde sus comienzos.

El pasado 4 de marzo de este 2019, mientras me encontraba desayunando recibí un mensaje de un gran amigo que me dejó estupefacto . El lider de la banda Keith Flint se quitaba la vida en su domicilio de Essex ( Inglaterra). No daba crédito a ese mensaje, así que abrí google y la fatídica noticia era cierta.

En ese momento entendí a los seguidores de otras bandas o grandes figuras del pop cuando los veía llorar como si se tratara de la pérdida de un ser querido. Mi caso no fue derramar lágrimas, pero si una gran pena y disgusto por la pérdida de un icono. Para los que crecimos bajo los potentes sonidos de The Prodigy quedamos huérfanos el pasado 4 de marzo de 2019.

La pérdida de Keith Flint ha sido un gran palo y espero que la banda liderada por Liam Howlett sepa salir adelante. Sería el mejor homenaje para Keith y para miles de generaciones que disfrutamos, bailamos y  seguimos haciéndolo con sus temas que marcaron una época.

Publicado por Miguel_RJ85

Apasionado del deporte, lectura, historia contemporánea y desarrollo personal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: